top of page
Buscar

CRÍTICA DE LA SAGA "THE EQUALIZER"


-"Equalizer" es una franquicia de películas de acción dirigida por Antoine Fuqua, basada en la serie del mismo nombre de los años 80. Muy popular entre los fans del género de acción, añadiendo un toque intenso y varonil.



¡Atención! ¡Spoiler!


La historia se asienta sobre el cliché del personaje del ex agente secreto con un oscuro pasado y que busca redención, o que se acaba topando con criminales que le tocan los cataplines cuando él solo quiere pasar página y vivir tranquilo.


En la primera entrega (2014) jugamos con el protagonista Robert Mckall, interpretado por el dos veces ganador de un Óscar Denzel Washington; un ex agente de la CIA que vive retirado como "asesino del gobierno" a raíz del fallecimiento de su mujer en un atentado terrorista y a quien le prometió dejar esa vida. Ahora, Robert vive tranquilamente como ciudadano ejemplar en un barrio humilde trabajando en unos almacenes de bricolaje, no cerrándose a la vida social con sus compañeros de trabajo y vecinos, así, conoce a Teri, una empática prostituta que está siendo explotada cruelmente por un proxeneta de la Mafia Roja. Entonces, tomará cartas en el asunto dejando su retiro para cobrarse la justicia por su propia mano utilizando sus habilidades mortales.


Como aspectos relevantes se puede mencionar que, Denzel ha levantado la historia gracias a su carisma e intensidad, acción al nivel de Jon Wich o The Punisher, (por mucho Denzel afirme que la lucha es más realista que en estos dos títulos, no lo es). Una fotografía espectacular que sabe contar la historia, destaca el plano de la explosión que sucede en el minuto 88.




En la segunda entrega (2018) Continúa la saga con nuestro protagonista, ahora conductor de Lift en Boston que seguirá atrayendo problemas a su vida. En esta ocasión, el asesinato de una amiga le traerá de vuelta a la lucha contra el mal y la justicia para descubrir una conspiración que le toca de cerca.

Esta secuela está acompañada por varias subtramas bien desarrolladas y escenas emotivas, como por ejemplo, el reencuentro entre un jubilado que es cliente asiduo de Robert con su hermana a la que no ve desde que fueron separados en la niñez, el jubilado interpretado por Bill Pulman nos ofrece una interpretación magnifica en esa escena.


También, se puede destacar el contenido de una moralista conversación con Dave York interpretado por Pedro Pascal sobre los enemigos de la patria. Una escena muy interesante.


Una escena de acción en la que podemos ver una coreo de lucha tipo CQCV combate en el interior del vehículo, bien ejecutada, bien rodada y arte respondiendo bien en los detalles.


Otra escena a destacar es la lucha entre su amiga (antigua compañera de la CIA de Robert) y los agentes corruptos que intentan matarla.


Además, tenemos una escena creativa en la que Robert reconstruye mentalmente el escenario del crimen y podemos verle in situ.


Las escenas de acción y tácticas son tremendamente buenas. Movimientos y manejo de armas muy profesionales por parte de actores y especialistas que incluso se otorgan licencia artística para generar mayor impacto visual.





En la tercera entrega (2023) El storytelling de esta última parte contiene una base más emocional y comienza con una escena bastante potente; tras salir herido, llega a un idílico pueblo costero cerca de Nápoles, allí, es acogido por el samaritano del médico local, también será ayudado por un policía del pueblo (un poco forzada esa acogida tan entusiasta para un desconocido que llega herido al pueblo en extrañas circunstancias)… Mientras el protagonista se recupera, comienza a tomar contacto con la gente del pueblo que, como si de un cuento de Disney se tratase, viven una vida sencilla y happy.


En su recuperación, se debe mencionar que utiliza un bastón para caminar y ese acting lo hace muy bien, tal como "Dr. House", solo que en este último su actor terminó cojeando realmente por la repetitiva interpretación de cojera durante años de su personaje.

Pronto se involucra con los habitantes de este idílico pueblo y gracias a esta gente empieza a entender la paz. No tarda en aparecer un nuevo enemigo que en esta ocasión, es materializado como la Camorra Napolitana que extorsiona y causa problemas a los desvalidos ciudadanos con los que Robert ha entablado un apego personal.


También, entrará en juego una agente que investiga el caso, interpretada por Dakota Fanning con la que Denzel ya coincidió en "El fuego de la venganza", claro que, por aquel entonces era una niña de 11 años y ahora es una mujer... su personaje realmente no aporta gran peso, no tiene un perfil adecuado y rechina en la credibilidad de su papel.


Una historia sosa que pretende centrar en la trama la introspectiva de su personaje. Contenido metido con calzador. La imagen proyectada del pueblo y de sus ciudadanos es tremendamente empalagosa, su saturación de planos del paisaje y la representación constante de sus tradiciones populares hacen parecer esta película una campaña turística.


No está mal, pero no tiene nivel para estar a la altura de las dos partes anteriores.




RESUMIENDO:

Denzel Washington a sus 68 añazos lo ha bordado, el papel es para él. Además, ha sido productor ejecutivo en la saga.

El personaje Robert Mckall está muy currado incluyendo sus manías personales o costumbres de disciplina y control que están presentes en ambas sagas.

Aunque los DOP de ambas películas fueron distintos, la fotografía es creativa y nos cuenta muy bien la historia.

Los especialistas y actores tienen buen nivel táctico.

El doblaje es excelente.

La segunda parte es superior a las demás en trama, acción y calidad narrativa.






2 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page